Cuidado InfantilAlimentaciónLactanciaClaves para alternar la lactancia materna y la lactancia artificial

Claves para alternar la lactancia materna y la lactancia artificial

Claves para alternar la lactancia materna y la lactancia artificial 13 Septiembre, 2017Deja un comentario
Cómo combinar la leche materna con la leche artificial

La lactancia mixta supone una modalidad de lactancia que consiste en alternar la leche materna con el biberón. Aunque en un principio es aconsejable que el bebé reciba una lactancia materna exclusiva, con el tiempo podrás ir sustituyendo algunas tomas por la leche de fórmula. Pero, ¿cómo combinar la lactancia materna con la artificial? ¿Hay algún momento en concreto en que debas hacerlo?

Lo habitual a la hora de alimentar al bebé es que la propia mamá decida si quiere darle el pecho o no, y hay algunas madres que comienzan directamente con la lactancia mixta. Sea cual sea la decisión que tomes, es de vital importancia que la consultes previamente con el pediatra, ya que en algunos casos podría aconsejarte empezar a darle el pecho de manera exclusiva u optar por la alternancia del pecho y el biberón, como por ejemplo, si tu bebé no consigue aumentar de peso tras el nacimiento.

Consejos para empezar con la lactancia mixta del bebé

Además de tener en cuenta los diferentes tipos de lactancia mixta que existen, es fundamental consultar con el pediatra cualquier duda que tengas antes de empezar con la lactancia mixta del bebé. Aunque hay veces en las que es la mamá quien prefiere dar más leche artificial al bebé que el pecho, lo cierto es que puede darse el caso de que tu bebé desee recibir más leche del biberón, o viceversa. Para que no tengas problemas a la hora de alternar la leche materna con la leche artificial, vamos a darte una serie de consejos para una buena lactancia mixta del bebé:

  • Tal y como te indicará el pediatra, es fundamental que empieces con lactancia mixta de forma progresiva. En ocasiones, cuando un bebé está amamantando de manera exclusiva, introducir el biberón en su alimentación diaria puede resultar una tarea complicada. Ten mucha paciencia y escucha los deseos de tu bebé.
  • Si no mama bien, a tu bebé le costará unas semanas adaptarse al biberón, y viceversa.
  • Ofrece primero el pecho y empieza dándole su primer biberón de leche de fórmula por cada 24 horas, a poder ser al final del día, ya que generalmente las mamás suelen producir más leche por las mañanas.
  • Escucha las necesidades de tu bebé y presta atención a sus reacciones ante los dos tipos de leche, ya que algunas mamás prefieren elegir una de las dos, o bien, continuar con la lactancia mixta antes de tiempo.
  • Ten en cuenta que si la mamá no presenta una escasa producción de leche, puede resultar contraproducente incrementar la cantidad de leche artificial que se ofrece al bebé conforme va creciendo.