Cuidado InfantilAlimentaciónNutrición5 mitos sobre las vitaminas en la alimentación infantil

5 mitos sobre las vitaminas en la alimentación infantil

5 mitos sobre las vitaminas en la alimentación infantil 12 Abril, 2018Deja un comentario
Vitaminas para niños y bebés

Las vitaminas son un nutriente esencial en la alimentación de los niños porque cumplen muchas y destacadas funciones en el proceso de crecimiento y desarrollo de nuestros hijos. Sin embargo, desde hace décadas existen muchas falsas creencias sobre estos nutrientes en la alimentación infantil que poco a poco han sido desmontadas a través de diferentes estudios científicos. Descubre 5 mitos sobre las vitaminas en la alimentación infantil, a continuación.

Mitos sobre las vitaminas en la alimentación de los niños

Existen 13 grupos de vitaminas y todas ellas son fundamentales en el marco de una buena alimentación. Algunas vitaminas como la C o la B deben consumirse a diario porque contribuyen en muchos procesos vitales para el ser humano. Sin embargo, el consumo excesivo de otras vitaminas como la A, la D, la E o la K puede resultar perjudicial para la salud, porque al ser vitaminas liposolubles se almacenan en el organismo y son más lentas de eliminar.

¿Te obsesiona la idea de que tus hijos estén tomando todas las vitaminas que necesitan a través de la alimentación? Destapamos algunos mitos sobre estos nutrientes en la dieta infantil. Sigue leyendo:

1. Tomar vitamina C ayuda a cortar el resfriado

Durante muchos años se pensó que la vitamina C era el remedio esencial para cortar un molesto catarro o resfriado. Sin embargo, con el paso del tiempo se han llevado a cabo numerosos estudios científicos que corroboran que la vitamina C no previene ni ayuda a cortar los resfriados. Lo que sí se sabe sobre esta vitamina, es que un consumo diario de la misma puede ayudar a contrarrestar los síntomas del resfriado.

2. Tomar rápido el zumo porque pierde las vitaminas

¿Cuántas veces has escuchado decir a tu madre que te bebieras el zumo de naranja de un trago porque perdía las vitaminas? Pues bien, actualmente ya se sabe que esto es también un falso mito.

Diversos estudios científicos han demostrado que el zumo de naranja y de otros cítricos pueden conservar todas las vitaminas hasta doce horas después de haberlos exprimido, en todo caso, transcurrido este tiempo, lo único que cambiará será el sabor del zumo.

3. Tomar vitaminas en ayunas contrarresta sus beneficios

Esta es, sin duda, otra falsa creencia sobre las vitaminas. De hecho, se ha demostrado que podemos darle a nuestros hijos cualquier tipo de vitamina a cualquier hora del día y que ésta será igualmente efectiva.

Lo que sí se sabe a ciencia cierta es que hay ciertas vitaminas para bebés y niños que se absorben mejor cuando las acompañamos, por ejemplo, de alimentos con grasa, como es el caso de las vitaminas A, D, K o E.

4. Si tomas muchas vitaminas, no hace falta practicar ejercicio físico

No caigas en el error de pensar que porque le des a tus hijos una dieta rica en vitaminas, éstos no necesitarán practicar ejercicio físico, ya que esto es también un falso mito. Debes tener presente que las vitaminas nunca sustituirán ninguno de los efectos beneficiosos que tiene el practicar ejercicio físico. Por lo tanto, debes fomentar en tus hijos la alimentación sana acompañada de la práctica de deporte, para gozar así de un estado óptimo de salud.

5. Toda la vitamina C se encuentra en los cítricos

Si quieres proveer a tus hijos de una buena dosis de vitamina C cada día, debes saber que los cítricos no son la única fuente de vitaminas presente en la alimentación infantil. De hecho, existen otras muchas frutas y verduras que poseen una concentración de vitamina C superior a la de una naranja, un pomelo o una mandarina, como es el caso del brócoli, las fresas, el kiwi, el perejil o el pimiento rojo, entre otras muchas.