Cuidado InfantilSaludOdontologíaSíntomas de la dentición del bebé

Síntomas de la dentición del bebé

Síntomas de la dentición del bebé 11 Septiembre, 2017Deja un comentario
Cómo saber si al bebé le están saliendo los dientes

¿Existe alguna manera de saber si les están saliendo los dientes al bebé?, te preguntarás. Históricamente, se ha dicho que la dentición dura entre dos y tres semanas antes de la llegada de un diente, y se le han atribuido algunos síntomas. En general, los dientes del bebé salen sin ningún dolor ni molestia detectables, aunque a veces ocurre que un diente que esté saliendo provoca inquietud, babeo y deseo de morder un objeto duro. No obstante, estos síntomas típicos de la dentición del bebé aparecen solo un día o dos antes o después de que salga el diente.

Cómo saber si le están saliendo los dientes al bebé

Lo primero que debes saber respecto a los síntomas de la dentición del bebé es que la dentición no es necesariamente la causa de la gran cantidad de baba ni del deseo de morder objetos duros que todos los bebés manifiestan hacia los tres meses, ya que eso ocurre aunque el primer diente del bebé no aparezca durante meses. Tampoco es la responsable de que esté inquieto o de que el bebé no pueda dormir durante varias noches seguidas, si está bien durante el día. Por lo general, esto es consecuencia de malos hábitos de sueño del bebé o una mala alimentación.

Si tu bebé tiene fiebre, diarrea o congestión nasal, no necesariamente debes atribuirlos a la dentición, sobre todo si estos síntomas se prolongan durante más de 24 horas. Algunos de los síntomas de la dentición que te ayudarán a detectar si a tu bebé le están saliendo los primeros dientes son los siguientes:

  • Salivación excesiva
  • Escaso apetito
  • Tos o mucosidad
  • Problemas para dormir
  • Irritabilidad o inquietud
  • Inflamación de las encías
  • Ganas de morder o chupar todo lo que se encuentra
  • Se frota la cara

Cuando la dentición provoque verdadera incomodidad en tu bebé, dale a tu hijo un objeto duro y seguro para morder. A la mayoría de los niños les resulta especialmente relajante un objeto frío. Una solución muy popular es el anillo de plástico con líquido en el interior que puede congelarse.

En raras ocasiones, la salida de algunos dientes del bebé va precedida de la aparición de un quiste morado lleno de sangre, de unos 6 mm de diámetro, en la superficie de la encía, cubriendo el lugar donde pronto aparecerá el diente. El quiste se rompe cuando sale el diente, y tal vez aparezcan unas gotas de sangre en la boca del niño. Tanto el quiste como una pequeña hemorragia son normales e inofensivos, pero consulta al pediatra si necesitas más información al respecto.