Cuidado InfantilAlimentaciónLactanciaTodo lo que debes saber sobre el calostro

Todo lo que debes saber sobre el calostro

Todo lo que debes saber sobre el calostro 3 Enero, 2018Deja un comentario
¿Qué es el calostro y cuáles son sus propiedades?

Algunas de las dudas más comunes que acechan a las futuras mamás antes del parto están relacionadas con la lactancia materna y, más concretamente, con esa primera leche que alimenta al recién nacido tras el alumbramiento, el conocido como calostro. Esto es todo lo que debes saber sobre el calostro y sus principales características. ¡Descúbrelo a continuación!

¿Qué es calostro y cuáles son sus propiedades?

Unos meses antes de que el bebé llegue al mundo, las glándulas mamarias comienzan a producir la que será la primera leche que lo alimente al nacer: el calostro. Además de conocer todos los beneficios del calostro para el bebé, te interesará saber con exactitud cuáles son sus propiedades y valores nutricionales:

1. Producción del calostro

La producción de calostro da comienzo a partir del segundo trimestre del embarazo, y puede manifestarse a través de pequeñas fugas de esta sustancia lechosa a través del pecho de la futura mamá. Esta es precisamente una de las principales diferencias entre el calostro y la leche madura que conviene tener presente.

2. Duración del calostro

Una de las cuestiones que más dudas suscitan en torno al calostro es, precisamente, cuánto dura esta fase de la lactancia materna y cuándo el calostro da paso a la leche madura. En este sentido, es conveniente saber que la fase del calostro se prolonga, exclusivamente, hasta que la leche materna se convierte en leche de transición hacia la leche madura, y esto ocurre entre el segundo y el quinto días tras el parto.

En esta fase de transición, que dura sólo unos días, el bebé se alimenta de una mezcla de calostro y de leche materna madura. Y a pesar de que ya no se le denomina calostro propiamente dicho, esta leche todavía contiene algunos de los nutrientes más representativos del calostro.

3. Cantidad de calostro que debe tomar el bebé

Además de su duración, muchas mamás se preguntan también si sus hijos están bien alimentados con la pequeña cantidad de calostro que los bebés maman del pecho en cada toma. En las primeras 24 horas tras el parto, los recién nacidos pueden ingerir el equivalente  a dos cucharadas soperas de calostro durante todo el día. Y a partir del tercer día tras el parto, la cantidad de calostro aumenta a casi el doble, al empezar éste a mezclarse con la leche materna madura, y a lo que se conoce como leche de transición.

4. Composición nutricional del calostro

Otra de las cuestiones que pueden preguntarse las mujeres que van a ser madres próximamente es, precisamente, sobre el color y las características nutricionales de esta primera leche materna.   Es conveniente recordar que el calostro es una sustancia un tanto más espesa y más amarillenta que la leche materna madura o de transición. Esto es debido a que el calostro posee un alto contenido en betacarotenos, que le aportan un color algo más amarillo o anaranjado que el que tiene la leche materna madura.

Y sobre la composición del calostro, hay que resaltar también que aunque éste sólo esté disponible en pequeñas cantidades para el recién nacido, sin embargo, se trata de una sustancia llena de nutrientes muy beneficiosos para la salud del bebé. El calostro contiene todos los nutrientes que el bebé necesita tomar durante sus primeros días de vida, especialmente una cantidad muy representativa de inmunoglobulinas, que protegen al recién nacido de infecciones y enfermedades durante sus primeros días de vida.

Además de todo esto, el calostro es también una leche materna rica en proteínas, baja en azúcar, en lactosa y en grasa, en comparación con la  leche de transición o la leche materna madura. Por ello, el calostro resulta más fácil de digerir para el recién nacido, y actúa como un laxante natural porque también le ayuda a expulsar el meconio (sus primeras heces tras el nacimiento).